Main Navigation

Main Content

La seguridad bajo control

La seguridad en la obra es mucho más que una moda, es una realidad, y proteger a sus operarios, proteger su obra y proteger su negocio es primordial para tener éxito. Que no le engañen, no todos los controles remotos son iguales.

Los fabricantes trabajan duro para que las máquinas que diseñan ofrezcan las características de seguridad más avanzadas. Este es el motivo por el que Wacker Neuson ha desarrollado su exclusivo sistema de control remoto por infrarrojos. Este sistema patentado, y de eficacia probada en obras, ofrece grandes ventajas en la seguridad, ya que el operador debe mantener el contacto visual con la unidad para poder controlarla. Esto significa que el operador debe estar visualmente alerta sobre lo que ocurre alrededor del equipo, por lo que se reduce notablemente el riesgo de que alguien resulte herido por accidente. Este control por línea visual combinado con una zona de seguridad integrada que detiene la máquina en caso de que el operador quede a menos de dos metros de la misma, convierte al sistema de control remoto de Wacker Neuson en el mejor paquete de gestión de riesgos.

Si se comparan los controles por infrarrojos con los controles por radio, los constructores descubrirán que hay una gran diferencia en cuanto a la seguridad en la obra. Las máquinas que utilizan un control por radio permiten al operador controlar la máquina incluso cuando no puede verla. Esto es un gran riesgo para la seguridad en la obra, ya que el operador podría mover la máquina por detrás de una estructura o cualquier otra obstrucción y poner en peligro a otro trabajador sin saberlo. Dado que no utilizan un concepto de línea visual, la máquina también seguirá moviéndose si el operador está distraído y le da la espalda a la máquina, poniéndose a sí mismo y a otros trabajadores en peligro.

Ventajas adicionales del control remoto por infrarrojos

Pueden utilizarse múltiples máquinas sin interferencias

Dado que los controles por infrarrojos no están basados en la radiofrecuencia, el riesgo de que haya interferencias con otros equipos es mínimo. La transmisión de 16 canales de Wacker Neuson permite hacer funcionar diversos rodillos en la misma obra sin que haya peligro de que interfieran entre sí. El sistema por infrarrojos no está sujeto a la interferencia por radio de otros sistemas presentes en la obra, como las grúas, bombas telescópicas u otros equipos por radiocontrol.

Aceptado en todas las obras

Los controles remotos por infrarrojos están aceptados en más obras. No entran en conflicto con las normativas para las obras realizadas cerca de aeropuertos u otras obras donde los equipos por radiocontrol puedan causar interferencias.

La seguridad y la productividad van de la mano

El concepto de seguridad está yendo cada vez más allá del concepto tradicional de proteger al operador de cualquier accidente en el que pueda resultar herido. Está siendo ampliado a toda la seguridad de la obra, protegiendo a todas las personas involucradas en la misma, y no solo al operador. Los constructores con experiencia saben que la seguridad mejora la productividad, y por este motivo prefieren adquirir equipos que ofrezcan una seguridad completa para el operario y la obra.

Durante unos 20 años, el control remoto por infrarrojos de Wacker Neuson ha mejorado la seguridad y la productividad de obras en todo el mundo, y está disponible en una gran cantidad de productos utilizados en espacios reducidos donde el funcionamiento seguro de la maquinaria es de vital importancia.