Main Navigation

Main Content

El HI 750 G es la solución preferida para la calefacción provisional

(Waukesha, Wisconsin, EE. UU.) Gracias a sus 105 años en el negocio, la empresa de construcción Hunzinger es una de las empresas de construcción con más experiencia y más antigua de la región central de EE. UU. Situada en Brookfield, Wisconsin, este gran contratista "ecológico" ofrece a sus clientes gestión de obras, construcciones en general y servicios de diseño/reformas. Es conocida por haber construido algunos de los lugares más famosos de Milwaukee como el Miller Park, la central de la compañía aérea Midwest Airlines y la central del banco de EE. UU.

Uno de los recientes proyectos que supusieron un cambio de rumbo para la empresa fue en setiembre de 2011, cuando se le solicitó que reconstruyera por completo las oficinas de ingeniería de GE Energy Systems en Waukesha. El contrato incluía tabiquería seca, pintar y enmoquetar los 7315 m2 de oficinas. En total, 40 trabajadores cualificados trabajaron para terminar este proyecto.

El plazo límite del contrato era a finales de 2011, por lo que los obreros debían trabajar durante los fríos meses de invierno de Wisconsin. "Quitamos el viejo sistema HVAC e instalamos uno nuevo, de modo que necesitábamos un sistema de calefacción provisional para el lugar de trabajo", explica Von Vandreel, encargado de campo de la empresa de construcción Hunzinger.

Vandreel trabajó con Mark Rummler y Steve Ransom de Lincoln Contractors Supply (LCS), el distribuidor de Wacker Neuson en Waukesha. "Trabajamos con Lincoln desde hace años y creemos que son una gran empresa", comenta Vandreel. "Nos ofrecieron tres opciones de calefacción diferentes y todos nuestros requisitos nos condujeron a la HI 750".

Calor limpio y seco
Dado que los obreros estaban instalando tabiquería seca y pintando en un espacio cerrado de oficinas, necesitaban una calefacción limpia y seca. Teniendo en cuenta los notables perjuicios que podría producir un sistema de calefacción por combustión directa, esta opción quedó inmediatamente descartada.

Steve Ransom, director del territorio de Waukesha para LCS, explica que “Una llama abierta dentro de un espacio de trabajo crea un problema de seguridad. Estos calentadores queman oxígeno y producen monóxido y dióxido de carbono, lo que puede afectar a los trabajadores que se encuentren en la zona a calentar. La llama también introduce humedad en el área de trabajo, por lo que se prolonga el tiempo de secado del tapajuntas de pirca y la pintura".

Con diferentes empresas trabajando en el proyecto de renovación, cualquier interrupción del trabajo planificado debido a un mayor tiempo de secado del tapajuntas de pirca y la pintura podrían originar una serie de retrasos que prolongarían la duración del proyecto más allá del plazo de entrega.

Los calefactores directos también pueden afectar el nivel de calidad del proyecto y del aire. "Un aumento de la humedad dentro del área de trabajo fomenta el crecimiento del moho, que puede provocar problemas respiratorios", comenta Dave Mencel, director de producto de Wacker Neuson Climate Technology. "Además, los equipos diesel producen hollín, que puede manchar la pintura y dejar un olor residual dentro del área de trabajo".

La decisión final de Vandreel se redujo a los calefactores radiantes de suelos y superficies con intercambiadores de calor y el calefactor indirecto HI 750 G de Wacker Neuson. Los calefactores radiantes de suelos y superficies requieren el uso de intercambiadores de calor y mangueras instaladas dentro del área de trabajo, lo que suponía un problema. "Necesitábamos calor seco, pero no queríamos trabajar rodeados de mangueras de glicol o tener que ir moviendo los intercambiadores de calor", dice Vandreel.

EL HI 750 G era la solución perfecta para las necesidades de Hunzinger. Los obreros colocaron el calefactor a nivel del suelo en la acera del edificio. "El HI 750 G ofrece una sencilla instalación que puede ser realizada por dos personas y está rápidamente disponible para ser utilizado en la obra", dice Ransom. Vandreel añade "Era la solución más sencilla para nosotros".

Los técnicos conectaron rápidamente las líneas de 220 y 110 voltios al calefactor y pasaron un conducto desde el edificio para alimentarlo con gas natural. El HI 750 G de Hunzinger estaba preparado para funcionar con gas natural o LP. Sin embargo, la serie de calefactores indirectos HI 750 también dispone de un juego de quemador opcional "conectar y listo". Diseñado para ofrecer más flexibilidad en la obra, este juego proporciona una conversión rápida y sencilla entre diesel y gas natural o LP.

Los obreros de Hunzinger cortaron tres orificios para conductos con un diámetro de 16 pulgadas en madera contrachapada para canalizar el aire limpio y seco desde el calefactor, a través de una ventana, hasta el segundo piso del edificio, donde debía realizarse la reforma. Vandreel menciona que pasaron el conducto principal justo por el centro de la zona. "Los otros dos conductos flexibles pasaban a lo largo de las paredes del edificio", comenta. Se añadió un filtro HEPA al final del ramal para ayudar a distribuir el calor.

La estructura, con un techo de 4 metros de altura, necesitaba un calefactor que pudiera proporcionar suficiente energía y flujo de aire para calentar los 95.000 m3 de superficie. El HI 750 G de Wacker Neuson suministra una salida de calor de 622.500 BTU/h para calentar de forma eficiente hasta 307.000 m3 de superficie, de modo que tenía una capacidad de calefacción más que suficiente. "Tuvimos el calefactor funcionando a pleno rendimiento, y hacía suficiente calor como para trabajar en manga corta", menciona Vandreel.

A pesar de que este calefactor funcionaba de forma continua sin la ayuda de un termostato, el exclusivo diseño de recirculación de aire del HI 750 G ayudó a mejorar la eficiencia del combustible. "Esta característica única de Wacker Neuson permite ajustar la recirculación del aire caliente interno, presurizándolo con aire fresco, para ahorrar en combustible y crear unas temperaturas más uniformes en toda la estructura", comenta Mencel.

Todo esto proporciona a Hunzinger lo mejor de las dos opciones para terminar rápidamente con el proyecto de renovación de GE: Recircula un porcentaje de aire caliente en el interior para reducir el consumo de combustible, mientras que al mismo tiempo introduce aire fresco y aire caliente seco del exterior para reducir el tiempo de secado del tapajuntas de pirca y la pintura.

El calor limpio, seco y provisional proporcionado por el HI 750 G mantuvo las obras según lo previsto y pudieron seguir trabajando en los fríos días de diciembre. "Estamos muy contentos con el rendimiento del HI 750", concluye Vandreel. "Tiene un bajo mantenimiento e hizo su trabajo. Lo volveremos a utilizar".