Main Navigation

Main Content

La Ampliación del Canal de Panamá

Wacker Neuson contribuye al cambio del transporte marítimo mundial con la ampliación del Canal de Panamá. Desde su construcción original en 1914, el Canal de Panamá ha sido una fuente de gran valor económico y un orgullo para los panameños. El canal da paso a un número estimado de 15.000 embarcaciones y 280 millones de toneladas de carga por año. A pesar de que el canal funciona todo el tiempo al 90 por ciento de su capacidad máxima, la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) no pudo seguir el ritmo del tráfico y algunas embarcaciones tuvieron que esperar varios días para poder pasar.

Aunque la capacidad del Canal era sorprendente, la ACP previó que la circulación de embarcaciones se incrementaría en un promedio del tres por ciento anual. Con el fin de respaldar este incremento, se aprobó el proyecto de ampliación del Canal de Panamá. El objetivo del proyecto está diseñado para incrementar la eficiencia y productividad del Canal al permitir que más embarcaciones y de mayor tamaño puedan atravesarlo.

El proyecto de ampliación comenzó en septiembre de 2007 y consiste en añadir un nuevo carril de circulación a lo largo del canal, la construcción de dos complejos de esclusas y la profundización y el ensanchamiento de los carriles ya existentes. Se estima que la ampliación podrá satisfacer las demandas hasta el 2025 y más.

Las nuevas cámaras de bloqueo de hormigón tendrán 427 metros (1400 pies) de largo, 55 metros (180 pies) de ancho y 18 metros (60 pies) de profundidad, con cada complejo de esclusas que tiene una altura de más de 2,5 Km (1,5 millas). Actualmente, se están construyendo los muros de las esclusas y ya se han vertido alrededor de 4000 metros cúbicos (5230 yardas) de hormigón.

Los requisitos de la ACP son muy altos para este proyecto. Les gustaría un diseño que dure 100 años en un área sísmicamente activa, y por lo tanto, es muy importante asegurarse de que el hormigón permanezca fuerte a lo largo de su vida útil. Se ubicaron aproximadamente 300 IRFU 45 y vibradores internos IRFU 57 de Wacker Neuson, con mangueras de ocho metros para cubrir la inmensa área y para sacar el aire del hormigón, permitiendo que fluya en las esquinas y alrededor de las barras y así asegurar una distribución pareja.

Se eligieron las unidades IRFU de Wacker Neuson por su durabilidad y características de rendimiento. Las unidades están equipadas con un inversor integrado que permite que la unidad funcione con una fuente de alimentación monofásica de 120 V. Un micro-inversor cambia automáticamente la energía monofásica en energía trifásica asegurando 12.000 vibraciones constantes por minuto (vpm) con pocas pérdidas debajo de la carga. Esto elimina la necesidad de utilizar un generador especial de alto voltaje ya que utiliza una tecnología más anticuada.

Las herramientas IRFU requieren un mantenimiento mínimo porque no utilizan un motor universal y no tienen un eje de accionamiento mecánico. Después de un año de uso continuo, los vibradores aún operan al máximo de su capacidad. La fiabilidad y rendimiento de estos vibradores de alto voltaje IRFU es garantía de una consolidación rápida y efectiva. Esta tecnología ayuda a garantizar que la ampliación de las esclusas del Canal de Panamá sea finalizada a tiempo para conmemorar los 100 años del Canal de Panamá.